Preacher

Exchange

Bautismo del Señor

Please support the mission of
the Dominican Friars.

HOME
FIRST IMPRESSIONS
1st Impressions CD's
Stories Seldom Heard
Faith Book
General Intercessions
Volume II
Come and See!
Homilías Dominicales
Palabras para Domingo
Catholic Women Preach
Breath Of Ecology
Homilias Breves
Daily Reflections
Daily Homilette
Daily Preaching
Face to Face
Announcements
Book Reviews
Justice Preaching
Dominican Preaching
Preaching Essay
Quotable
Archives
The Author
Resources
Donations

Homilías Dominicales Archivo

Impresora amigable

Fiesta del Bautismo del Señor [Ciclo C] – 9 de enero, 2022

Isaías 40:1-5, 9-11 | Salmo 103 | Tito 2:11-14; 3:4-7 | Lucas 3:15-16, 21-22

 

De la carta de San Pablo a Tito:

 

“Al manifestarse la bondad de Dios, nuestro salvador, y su amor a los hombres, él nos salvó, no porque nosotros hubiéramos hecho algo digno de merecerlo, sino por su misericordia.

 

Lo hizo mediante el bautismo, que nos regenera y nos renueva, por la acción del Espíritu Santo”

 

Reflexión por Fray Carlos Salas, OP:

 

Juan el Bautista fue un personaje significativo durante el Adviento, y ahora reaparece de nuevo aquí para cerrar la temporada de Navidad. El Adviento también nos prepara para vivir en un modo de expectativa constante y la espera de la venida de Cristo en nuestras vidas ahora y en la Segunda Venida. Al cumplir Juan la profecía de Isaías, “Preparen el camino del Señor en el desierto, construyan en el páramo una calzada para nuestro Dios,” así debemos poner en orden nuestra vida para hacer el camino plano para dejar que Dios entre en nuestras vidas. La fiesta de hoy nos permite reflejar en el sacramento fundamental del Bautismo: el bautismo de Cristo y el nuestro.

 

La Santísima Trinidad es explícitamente presente en el bautismo de Jesús. Él no fue bautizado para ser limpio de cualquier pecado como nosotros—Él no hizo mal alguno. En su lugar, esta es una revelación adicional de quién es Jesús. La voz del Padre declara: “Tú eres mi Hijo.” El Espíritu Santo descendió en la forma de una paloma, una creatura que representa inocencia. San Agustín también sugiere que veamos el bautismo de Jesús como una prefiguración de Pentecostés cuando el Espíritu Santo descendió sobre la Iglesia. Solo que en aquella ocasión el Espíritu Santo descendió en la forma de lenguas como de fuego—otra imagen del Espíritu Santo que Juan el Bautista ya había predicho—por la necesidad de la purificación en la Iglesia a través del Espíritu Santo. Finalmente, San Juan Crisóstomo refleja en la apertura del cielo en el bautismo de Jesús. A través de la recepción del Espíritu Santo en el bautismo, ahora tenemos acceso al cielo. Eso nunca es de nuestros propios méritos, pero porque Cristo abrió el cielo para nosotros a través de Su sacrificio.

 

Es probable que muchos de nosotros no recordemos nuestro bautismo porque éramos bebés, pero le agradecemos a Dios por este regalo. El Salmo de hoy dice, “¡Que numerosas son tus obras, Señor!” El bautismo es una de esas obras (regalos) que nuestro bendito Señor nos dio. Él nos dio aquello que no podemos conseguir con nuestros propios méritos: “Así, justificados por su gracia, nos convertiremos en herederos, cuando se realice la esperanza de la vida eterna.” Como en el bautismo de Jesús, la Santísima Trinidad también estuvo presente en la nuestra. El Padre nos adoptó, diciendo, “Tú eres mi hijo/hija.” Es el Hijo el que nos bautiza, como lo predijo Juan, “Él los bautizará con el Espíritu Santo y con fuego.” Y el Espírito Santo desciende sobre nosotros. Somos limpios de todo pecado. Y el camino para Dios es plano, así el Espíritu Santo entra nuestra vida sin esfuerzo. Pasamos el resto de nuestras vidas preparándonos para Su venida al final de los tiempos y a diario a través del arrepentimiento de los pecados y al ordenar nuestras vidas con Su voluntad. Solamente podemos hacerlo a través de la gracia que recibimos en el bautismo.

 

Algo en que pensar:

 

·       ¿Cómo estoy preparando el camino para que el Señor entre en mi vida hoy?

·       ¿Dónde se ha hecho presente hoy el Espíritu Santo y la gracia de Dios en mi vida?

·       Considere orar con una de las lecturas de hoy. Léala en voz alta a usted mismo 2-3 veces. Si desea, escriba lo que haya escuchado más fuertemente.

 


 

Para la información sobre cómo a darse de baja, suscriba y termine la

información sobre nuestros servicios vaya a http://www.preacherexchange.com

 

Semana 1 "Sr. Kathleen Maire  OSF"  <KathleenEMaire@gmail.com>

Semana 2 "fr. Carlos Salas, OP" <csalas@opsouth.org>

Semana 3 "Carmen Mele, OP"  <cmeleop@yahoo.com>

Semana 4 "Charlie Johnson, OP" <cjohnson@opsouth.org>

Semana 5 "Fr. Jorge Rativa, OP" <jrativa@opsouth.org>


Homilías Dominicales mailing list:

List Management: "Fr. John Boll, OP" <preacherexchange@att.net>


Homilías Dominicales Archivo
III DOMINGO II DOMINGO Bautismo del Señor Epifanía 2022 Lasagrada Familia IV ADVIENTO


HOME Contact Us Site Map St. Dominic

© Copyright 2005 - 2021 - Dominican Friars